Noticias

Cuarentena por coronavirus: un pacto de baile con Dua Lipa, la chica funky futurista que vino de Londres


Por qué te lo recomendamos El encierro lleva al sedentarismo, y del sedentarismo cuesta regresar. Por eso, no está mal encontrar una buena excusa para obligarse a mover el cuerpo; y para eso, Future Nostalgia es un disco mandado a hacer.Y la clave, al menos en la triada inicial formada por Future Nostalgia, Don’t Start Now y Cool, está en ese bajo profundo, poderoso que se estira en cada corte, mientras la chica londinense de origen kosovar impone su voz con una autoridad que marca un crecimiento importante respecto de su primer álbum, publicado en 2017.

De ahí en más, si es disco, si es pop, si es una mezcla de funk con brit y vaya a saber qué otra cosa, es cuestión de analistas. Pero esto no es una crítica, sino una invitación a escuchar algo a lo que quizá sin cuarentena de por medio nunca le daríamos el tiempo necesario para que madure en nuestro gusto.

Dua LIpa. Una chica funky futurista con sabor british.

Después de ese comienzo auspicioso, Physical es un temazo que por un rato nos hace pensar en, como cantaba Charly, las estrellas que hemos perdido -chau, Madonna…-, pero enseguida nos hace marcar con las palmas el ritmo mientras bailamos en el espacio de la casa en el que nos toque estar. Es una cuestión física.Levitating tiene algo de la más reciente Taylor Swift, y eso es de por sí un elogio; pero además carga con algo de los últimos ’70, sin que por eso nos haga pensar que todo tiempo por pasado fue mejor. No da tiempo para eso, porque la cosa sigue siendo física, aunque hayamos cambiado de ambiente. También se la puede acompañar con alaridos, una vez que entendemos donde van.El inicio de Pretty Please está liderado otra vez por el bajo; solo él, y la voz de Dua, más los coros que, dicho sea de paso, son fantásticos a lo largo de todo el álbum. Y de pronto la idea Funky futurista patentada por los Illya Kuryaki se pasan como un flashback, por cierto bastante antojadizo.Una canción llamada Love Again sugiere balada, pero no. Entonces lo será Break My Heart. Es sólo una cuestión de amague, pero los violines acá están mucho más cerca del funk de los ’70 que de un colchón de miel para susurrar las misma palabras. Y Good in Bed no es la excepción. «Nos volvemos locos, locos, locos, locos, locos, pero nena, eso es lo que nos hace buenos en la cama», canta Dua Lipa, un poco como provocación, otro poco como parodia de algo que sonó varias décadas atrás. Pero es tan sensual…Y con Boys Will Be Boys se acaba la primera vuelta -porque seguro que habrá más de una-, y la balada nunca llegó. Acá, en todo caso hay algo de épica en los ensambles al mejor estilo Imagine Dragons, y como despedida no está mal. Además, después de haber bailado tanto, da para parar un rato, tomar algo y pasar a lo que sigue. Que si es lo mismo, seguro que va a estar buenísimo.De paso, qué fantástico trabajo de producción tiene Future Nostalgia, que coros impresionantes, y qué bueno verlo también por acá al bueno del Red Hot Chili Peppers Chad Smith batiendo parches en Break My Heart. Y créanme que se nota.E.S.  

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA