Noticias

Un grupo republicano de Irlanda del Norte se adjudicó el asesinato a tiros de la periodista Lyra McKee y hay un giro en la causa

El Nuevo IRA, un grupo republicano disidente que lucha por la reunificación de Irlanda, admitió su responsabilidad en la muerte de la periodista Lyra McKee, víctima de disparos durante unos enfrentamientos en Londonderry. El crimen fue catalogado por las autoridades policiales como un «ataque terrorista».

Según justificó Nuevo IRA, la reportera de 29 años murió la noche del Jueves Santo cuando «se encontraba junto a fuerzas enemigas«, en alusión a los cuerpos de seguridad «fuertemente armados» que habrían «provocado» los disturbios que precedieron la muerte de la periodista.

La joven periodista fue asesinada en medio de una ola de disturbios. (Foto: AFP)
La joven periodista fue asesinada en medio de una ola de disturbios. (Foto: AFP)

Es que Lyra McKee fue asesinada en medio de una manifestación violenta que se desató por una operación que dirigía la Policía, con enfrentamientos en varias propiedades, en busca de armas de fuego. Según las autoridades, los agentes intentaban evitar posibles ataques de disidentes republicanos en conmemoración de la independencia de la República de Irlanda.

La muerte a tiros de la periodista supuso un recrudecimiento de la violencia en Irlanda del Norte y recordó a los tiempos sombríos del conflicto en ese territorio, que desgarró esta provincia británica durante tres décadas.

Lyra McKee, la periodista asesinada en medio de disturbios en Irlanda del Norte. (Foto: AFP)
Lyra McKee, la periodista asesinada en medio de disturbios en Irlanda del Norte. (Foto: AFP)

Ese conflicto, que oponía a los republicanos nacionalistas (católicos), partidarios de la reunificación de Irlanda, y a los unionistas defensores de la Corona británica (protestantes) dejó unos 3.500 muertos.

El acuerdo del Viernes Santo de 1998 puso fin al conflicto imponiendo la retirada de las fuerzas británicas y el desarme del Ejército Republicano Irlandés (IRA).

En Irlanda del Norte muchos observadores creen que los responsables son jóvenes que no conocieron los años del conflicto y que fueron manipulados.

Cámaras de seguridad grabaron a manifestantes encapuchados. (Foto: AFP)
Cámaras de seguridad grabaron a manifestantes encapuchados. (Foto: AFP)

«Existe una peligrosa radicalización de los jóvenes (…) por parte de los que están relacionados y gravitan entorno al Nuevo Ira», apuntó especialista en cuestiones de seguridad del periódico The Irish Times.

Un análisis que coincide con el del comisario Jason Murphy, responsable de la investigación sobre la muerte de Lyra McKee. «Estamos asistiendo a la emergencia de un nuevo tipo de terroristas«, advirtió el sábado.

En enero, la explosión de un coche bomba en Londonderry hizo temer una nueva ola de violencia de los grupos de paramilitares. Tras el atentado se descubrieron varios paquetes con artefactos explosivos en edificios de los aeropuertos de Londres City y Heathrow, actos reivindicados por el Nuevo Ira.

Por el asesinato de la periodista, la Policía de Irlanda del Norte ha detenido a tres personas.